top of page

Hoy, 2 de noviembre, oramos por los fieles difuntos



La Iglesia conmemora cada 2 de noviembre a los fieles difuntos, una oportunidad para animar a los fieles a orar por el eterno descanso de quienes han muerto, con la esperanza de que todos nos podamos reunir algún día en el amor infinito de Dios.


Rezar por los difuntos es tan antiguo como la misma Iglesia. En la Edad Media se generalizaron las misas ofrecidas como «sufragio» por los difuntos, pero fue en el siglo X cuando un monje benedictino, san Odilón, en Francia, comenzó a celebrar la Misa en un día concreto –el 2 de noviembre­–, pidiendo por todos los difuntos. A partir del siglo XVI esta fecha fue adoptada para toda la Iglesia de rito latino.


Durante el día de hoy es tradición visitar los cementerios para honrar la memoria de los seres queridos que ya han partido a la casa del Padre. Nuestra Parroquia San José y Santa María también los recuerda especialmente durante la Eucaristía de las 19.30 horas, en la que se pedirá por el eterno descanso de los miembros de la feligresía que han fallecido durante el último año:

Mercedes Villalba

Isabel Castell

Nicolás Casado

María Lozano

María José Tamariz

Domingo García

María José de Rojas

Juan Garrido

Fernando Molina

José Manuel Marín

Ana María Silva

Loli Pérez

Lola Pinto

Carmen González

José Melero

Dolores Segura

Candelaria Ramírez

José María Iboleón


Desde nuestra comunidad parroquial elevamos una oración por su alma, con la esperanza de que gocen ya de la presencia de Dios.


Oración


Señor, abre las puertas del Paraíso a nuestro/a hermano/a que cerró sus ojos a la luz de este mundo para volver a Ti, luz verdadera; líbralo/a de la oscuridad de la muerte y condúcelo/a a la vida plena, su verdadera patria, donde no hay llanto ni tristeza, luto ni muerte, donde todo es alegría sin fin.


V/. Señor, dale el descanso eterno.


Reflexión cristiana ante la muerte

La muerte es un acontecimiento difícil que puede y debe ser iluminado desde la luz de la fe. No en vano, se trata de un momento en el que la persona tiende a estar más abierta a la trascendencia.


Igualmente, debemos recordar que los cristianos creemos en la resurrección de los muertos y en la vida eterna, por ello rezamos tanto por los vivos como por los difuntos, porque para Dios todos están vivos.


A continuación, puede descargar un documento en el que se orienta ante el fallecimiento de un ser querido, cómo y dónde celebrar sus exequias y cómo honrar sus restos.


ANTE LA MUERTE
.pdf
Descargar PDF • 704KB


5 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comentários


bottom of page